Manifiesto Animalista.

Cuando lo ví en la Fnac lo que más me llamó la atención fue el subtítulo que, de hecho, es la clave del trabajo de C. Pelluchon. En realidad no es un manifiesto animalista, esa etapa ya ha sido superada, la autora va mucho más allá. Y ¿Por qué a estas alturas de la película es necesario un libro sobre este tema? Pues porque concreta lo que muchos activistas llevan pensando desde hace tiempo:

  1. La brevedad y sencillez del texto que no resta un ápice a la profundidad del tema tratado pues abarca muchos y variados campos de la Justicia y la Etica, consecuencias históricas de la humanidad, al alcance de todo el mundo.

 

  1. El tema tratado que, lejos de una nueva relación de crueldades con los animales, se centra en el siguiente paso. Es decir, ¿qué hacer desde un punto de vista pragmático para mejorar las condiciones de vida del resto de animales, primero y alcanzar la abolición de la explotación, después?

 

  1. Ubica, de forma sencilla y asequible, al movimiento animalista en su justo lugar: entre los movimientos de liberación humana y explica por qué no puede haber libertad sometiendo al resto de animales. En otras palabras, hay una superación de los parámetros tradicionales y revisión de la propia concepción de la humanidad y su sociedad.

Muy pocas personas, hoy día, desconocen el terrible mundo que hemos creado para el resto de los animales. Un espectáculo dantesto que supera con creces los peores genocidios de la historia de la humanidad. La autora no se plantea el por qué, sabiendo que esto ocurre, la mayoría de la gente no hace nada. En realidad el comportamiento del personal en estos días sobre el tema del Aquarius sería un buen indicio de por donde van los tiros. Pelluchon, al contrario, describe ciertas pautas que, según su criterio, deberían ilustrar los actos de las personas que sí han tomado conciencia sobre este esencial tema.

Puedes estar de acuerdo o no con sus ideas pero, desde luego, la crítica constructiva sólo nacerá de un arduo esfuerzo intelectual. En tal sentido es superadora de las consideraciones tradicionales en el debate animalista (por ejemplo bienestarismo vs abolicionismo) enfocando el asunto hacia el pragmatismo y desdeñando el dogmatismo tradicional que siempre amenaza al mundo de las ideas con un fin práctico.

C. Pelluchon (web) es Profesora y doctora en filosofía práctica en la Universidad de Franco Condado (Besançon), especialista en filosofía política, moral y ética aplicada.

ENTREVISTAS:

EL PAIS.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s