La manada, cazadores, taurinos y nazis.

Leo una trascripción de los wasaps de los miembros de “la manada” y me quedo con la terrible sensación de que no me extraña. ¿Hay algo más terrible que no inmutarse ante semejantes barbaridades? Digo más… es que me suena haberlo leído un millar de veces.

Los vuelvo a leer y caigo en la cuenta. Joder…, pienso, la lógica ahí expuesta no se diferencia en nada del relato de cualquier cazador tras un glorioso día asesinando animales. Tampoco de la descripción de una faena taurina. O de una “caza” del nazi al negro. Sólo cambia el objetivo y los términos. En el caso del mundo cinegético y taurino, muy elaborados, eso sí, para colar un simple crimen por arte y tradición. Lo que se ve en estos mensajes de “la manada” es un ritual, informal, vale, cutre, vale, pero planificados y con los mismos objetivos. Continue reading “La manada, cazadores, taurinos y nazis.”

Anuncios

Breve historia de los visimoros. Sara la Goda.

Hace 1307 años el moro Tariq cruzó el estrecho al mando de un follón de bereberes y no contento con darle nombre al peñón (Gibraltar – Gibal Tariq) se quedó en estas tierras a liarla parda. El noble D. Julián, que estaba enfadado con el Rey Rodrigo, prestó a los africanos las pateras del viaje.

Don Rodrigo, el Rey hispano visigodo, que andaba a palos con los indómitos vascones, bajó corriendo pero era demasiado tarde. Tariq y sus amigos habían empezado a construir cortijos y a los visigodos pobres les daba igual un moro o un godo al mando. Total, se iban a morir con 30 años. Continue reading “Breve historia de los visimoros. Sara la Goda.”

Cariño, nuestra hija es una puta.

– Hola Pepe – dice la señora Ernestina entrando en casa – me ha preguntado el párroco por ti, se ha notado tu ausencia. Unas palabras muy bonitas las de hoy… ¡Pero Pepe! ¿¡Qué cara es esa, qué ocurre!?
– Cariño, tenemos que hablar. Ven y siéntate. Indica Pepe, más serio que Rajoy negando su relación con los imputados del PP.
Ella, un tanto inquieta accede y juntos se dirigen a la “habitación del ordenador”.
– ¿Te acuerdas de Luís? Pregunta él.
– No.
– Sí, hombre, mi compañero de trabajo- Ernestina piensa un poco, pero no – ¡Joder, mi mejor amigo del trabajo!
– Pues no caigo Pepe, nunca me hablabas del trabajo y …
– Bueno, da igual. Cariño, nuestra hija es una puta. Continue reading “Cariño, nuestra hija es una puta.”

Breve historia de la intervención eclesiástica en asuntos políticos I

En tanto me pinchaba un cactus en la calle he visto pasar tres cazas volando a toda prisa por la Castellana madrileña en dirección a Cataluña. En la TV había un debate sobre si debe ser la Iglesia la que medie entre catalanes y españoles. No es la primera vez que pasa.

Cuando en 1492 los Reyes Católicos entraron en Granada dejaron allí al conde de Tendilla y a Hernando de Talavera, el primer obispo de la ciudad, para meter en el redil cristiano a sus habitantes. Cuatro años después se bajaron Isabel y Fernando a Granada para tomarse unas tapitas y unas cañas, pero ni iglesias, ni santos ni na de na, allí sólo vieron moros haciendo el infiel. Continue reading “Breve historia de la intervención eclesiástica en asuntos políticos I”

¿Quién es más monstruoso?

¿El torero o el taurino? Ayer pensaba que el torero, sin duda, pues decide torturar y asesinar. Algo fuera de comprensión, algo que está más allá de toda opción racional, por no hablar de ética. Sin embargo, el taurino es un simple espectador, un mierdecilla que no tiene nada mejor que hacer.

Luego me acordé de las palabras de Primo Levi cuando nos dice que los monstruos no son seres diferentes, ajenos a lo humano, sino la gente común, la que simplemente está y colabora sin plantearse lo contrario. Que se deja llevar por sus abismos mentales. Otra forma de acercase al concepto de “banalidad del mal” acuñado por Arendt.

Esa turba de entidades grises, que suponen la mayoría, en la Alemania Nazi, en los estados del sur americanos, en las plazas de toros, en la administración pública, en las grandes empresas y mataderos, en los supermercados… esa masa acrítica cuyos objetivos no van más allá de sus narices y pudren las raíces de todo lo que crece.

En la foto Hanna Arendt, ese cráneo privilegiado del XX y más allá.

Mitología moderna. La B12.

Todos los animales, antes que herbívoros, carnívoros u omnívoros somos heterótrofos. Es decir, somos tan inútiles que no podemos crear energía y materia  por nuestros propios medios. Necesitamos tomar elementos constituyentes del exterior mediante el alimento. Por el contrario hay otros seres vivos que sí pueden hacerlo, las plantas y algunas bacterias. Estos son capaces de sintetizar la energía del Sol y elementos fundamentales como los minerales, que son la base de toda construcción biológica. Y por eso las llaman seres autótrofos. Continue reading “Mitología moderna. La B12.”

Breve historia del nacionalismo.

Antes del S. XIX no había naciones. Las dinastías, linajes reales, cuyo patrimonio era la totalidad de las gentes y tierras bajo su dominio, pugnaban unas con otras devorándose. La casualidad de que un gallego y un murciano se conocieran se basaba en un par de posibilidades: compartir cuerpo de ejército a la mayor gloria del monarca de turno y/o la prisión. Continue reading “Breve historia del nacionalismo.”